La oferta de vivienda nueva se reduce un 12,2% en Barcelona durante el último año

ST Tasación_vivienda_barcelona.jpg Imagen de Barcelona.

El número de viviendas de obra nueva a la venta se sitúa en 4.469 en los municipios de más de 50.000 habitantes de Barcelona (-14,9%) y en 1.409 en la capital (-12,2%)


El stock disponible de vivienda nueva en la ciudad de Barcelona ha descendido un 12,2% durante el último año. En concreto, la oferta actual se sitúa en 1.409 unidades. De esta forma, la ciudad pone fin a la tendencia alcista ya registrada en 2020 (+53,3%). Esta es una de las principales conclusiones de la última edición del Censo ST de Vivienda Nueva en Barcelona, la quinta que publica Sociedad de Tasación. La presente edición incorpora la nueva oferta generada en la ciudad y su área metropolitana a lo largo del último ejercicio y recoge sus características, precios, superficies, número de dormitorios y ubicación.

De acuerdo con el estudio, la oferta actual de vivienda en Barcelona capital corresponde a las 913 unidades de vivienda nueva que todavía están disponibles y que ya constaban en el censo de la edición de 2020, más las 496 nuevas unidades de oferta privada que se han incorporado ahora al stock.

Asimismo, la última edición del Censo ST de Vivienda Nueva de Barcelona revela que el stock actual en los municipios barceloneses de más de 50.000 habitantes se sitúa en 4.469 unidades, lo que supone un descenso del 14,9% en comparación con 2020.

Esta cifra corresponde a las 2.622 unidades de vivienda nueva que todavía están disponibles y que ya constaban en el censo de la edición de 2020, más las 1.847 nuevas unidades de oferta privada que se han incorporado ahora al stock. Este ligero descenso de oferta actual de vivienda durante el último año pone fin a la tendencia alcista observada en el Censo de ST desde 2014.


st tasacion 1.jpg

Si el ritmo de absorción de la oferta se mantuviera en los niveles actuales, esta podría agotarse en 13,1 meses en la provincia de Barcelona, frente a los 18,4 meses de 2020; y en 16,6 meses en la ciudad (incluyendo el stock de vivienda de promoción pública municipal), frente a los 18,8 meses de hace un año.

El stock de vivienda ya terminada crece 11,5 puntos en la capital

La nueva edición del Censo detecta cambios en la composición del stock de vivienda en comparación con hace un año. La disponibilidad de vivienda sin iniciar ha aumentado 11,1 puntos porcentuales durante el último año en los municipios de Barcelona, hasta situarse en un 36,1%.


st tasacion 2.jpg

A su vez, aquella que está en construcción ha descendido en 16,2 puntos hasta el 48,6%. La composición actual del stock se completa con un 15,4% de vivienda terminada, frente al 10,2% que representaba hace un año.

La composición del stock de vivienda en Barcelona capital también ha experimentado cambios. En este caso, la disponibilidad de vivienda terminada ha aumentado 11,5 puntos porcentuales durante el último año hasta el 28,1%. A su vez, la vivienda en construcción ha reducido su stock en 10,4 puntos hasta el 58,3%, y la vivienda sin iniciar también ha disminuido en 1,1 puntos (13,6%).

El stock de viviendas de menos de 70 m² crece tres puntos porcentuales en la capital

El stock de vivienda con una superficie menor a 70 m² ha aumentado tanto en los municipios de Barcelona como en la capital con respecto a 2020. A nivel provincial se observa un incremento de 0,7 puntos porcentuales hasta el 11,6% del total, mientras que en la capital ha subido tres puntos hasta el 21,1%.


st tasacion 3.jpg

En la provincia, la composición del stock se completa con un 44,5% de viviendas de 70 a 100 m², tras un descenso de cuatro puntos; un 39,3% de viviendas de 100 a 150 m², con una reducción de 3,1 puntos; y un 4,7% de viviendas de más de 150 m², con 1,4 puntos porcentuales menos.

A su vez, la oferta disponible en la capital dispone de un 40,5% de viviendas de 70 a 100 m², tras un aumento de 6,9 puntos; y un 29,3% de unidades de 100 a 150 m², con una reducción de 9,8 puntos. Finalmente, la oferta de viviendas de más 150 m² ha experimentado un descenso de un punto hasta un 9,1%.

En cuanto a los precios, el 46,2% del stock disponible en los municipios de Barcelona se concentra en el tramo de 150.000 a 300.000 euros, tras un aumento de 5,5 puntos porcentuales; y el 38,6% se sitúa entre los 300.000 y los 500.000 euros, con un descenso de tres puntos. A su vez, el 14,3% del stock se mantiene en unidades con un precio por encima de los 500.000 euros y apenas se registra un 1% de la oferta con un importe por debajo de los 150.000 euros.

En Barcelona capital, hay que destacar que no hay oferta de vivienda nueva por debajo de los 150.000 euros. De hecho, el 89,5% del stock se concentra en un importe por encima de los 300.000 euros. En concreto, el 47,3% se sitúa en el tramo de 300.000 a 500.000 euros y el 42% por encima de los 500.000.