Los gastos de la vivienda influyen en la subida del IPC, que se sitúa en el 3,3%

IPC-viviendas-gastos.jpg En términos mensuales, los gastos asociados a la vivienda han aumentado un 2,2%.

En términos mensuales, los gastos asociados a la vivienda han aumentado un 2,2%, por lo que ha repercutido un 0,316 en la subida del IPC


El Índice de Precios de Consumo (IPC) subió un 0,5% en agosto en relación al mes anterior y situó su tasa interanual en el 3,3%, cuatro décimas por encima del mes anterior y su tasa más elevada desde octubre de 2012, según los datos publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Con este repunte, con el que el IPC anual encadena su octava tasa positiva consecutiva, la inflación se sitúa en niveles desconocidos desde hace casi nueve años.

De acuerdo con el INE, la categoría que más ha influido en el crecimiento de la tasa anual del IPC ha sido la de vivienda (en concreto, un 0,279), cuya variación anual se sitúa en el 11,5%, más de dos puntos por encima de la registrada el mes pasado a consecuencia del aumento de los precios de la electricidad, mayor este mes que en agosto de 2020.


ine grafico 1.jpg

En términos mensuales, los gastos asociados a la vivienda han aumentado un 2,2%, por lo que ha repercutido un 0,316 en la subida del IPC.

La tasa anual del IPC subió en agosto en todas las comunidades autónomas. El mayor repunte de la tasa anual, de seis décimas, lo experimentó Baleares, mientras que los menores incrementos, de tres décimas, se dieron en Cataluña, Castilla y León y Navarra.

A cierre de agosto, todas las regiones presentaban tasas interanuales positivas. Los niveles más elevados corresponden a Castilla-La Mancha (4%), Galicia (3,9%) y Castilla y León (3,8%). Por el contrario, los territorios con los repuntes interanuales de precios más moderados son Canarias, con una tasa del 2,4%; Madrid (3%) y Cataluña (3,1%).