La inversión inmobiliaria en Europa registrará un fuerte repunte en el último trimestre

Colliers-1.jpg Logística, residencial y activos alternativos continúan atrayendo más demanda.

El informe Prevail & Prosper de Colliers International estima que el volumen de inversión podría superar los 100.000 millones de euros entre octubre y diciembre

La actividad inversora en Europa se recuperará fuertemente en el último trimestre del año, pudiendo registrar más de 100.000 millones de euros de inversión entre octubre y diciembre y tras un sólido cambio en el comportamiento de los inversores durante el tercer trimestre, según el informe Prevail & Prosper, realizado por Colliers International.

Así, según esta consultora, la inversión inmobiliaria cedería tan solo un 14% respecto a 2019, alcanzando los 270.000 millones al cierre del año, siempre y cuando el mercado permanezca en la estabilidad actual y no se vea ulteriormente afectado por una agudización del impacto de la pandemia en las economías líderes en Europa.

El informe Prevail & Prosper, realizado sobre la base de una encuesta a inversores globales en el sector inmobiliario europeo, analiza cómo el mercado de inversión responde a la forma en que las ciudades y los sectores han reaccionado a la pandemia y cómo están posicionados para beneficiarse de la recuperación económica.

Recuperación en 12 meses

El estudio revela que el 95 por ciento de los inversores consultados espera que el mercado se recupere en un plazo de 12 meses. Asimismo, muestra que el capital alemán, suizo y francés ha sido particularmente activo en la región EMEA (Europa y Medio Oriente), manteniendo altos flujos interregionales. Describe también que Alemania y Países Nórdicos se benefician de entornos macroeconómicos y políticos más estables, y sus ciudades, de tamaño mediano, con soluciones alternativas de transporte, bajos riesgos de cancelación de contratos de arrendamiento y estrictas condiciones de oferta y demanda se posicionan a la cabeza de la recuperación en el mercado europeo.

Por otra parte, el informe afirma que Londres y París no se verán afectadas en los flujos de inversión inmobiliaria, a pesar de las incertidumbres del mercado, lo cual ofrece una gran oportunidad para adquirir activos en mercados “core” que están experimentando una corrección de precios.

Logística y residencial, los sectores más resilientes

La logística y la inversión residencial se han mostrado como los sectores más resistentes, manteniendo altos niveles de inversión. Colliers estima que en el mes de septiembre se han puesto en el mercado más de 3.000 millones de euros en portfolios logísticos, algunos de los cuales ya se han cerrado, con valores que aumentan hasta en un 20 por ciento para los activos principales.

Las oficinas aguantan

El volumen de inversión en oficinas se redujo en el segundo y tercer trimestre y los precios han empezado a ajustarse a la luz de la incertidumbre generalizada sobre el papel que jugará el teletrabajo en el futuro de muchas empresas. A partir del mes de septiembre, mientras que los precios de los activos básicos se han movido a la baja solo unos pocos puntos porcentuales, los valores de las oficinas Core-Plus y Value-Add han disminuido hasta en un 20% en las transacciones activas. Sin embargo, Colliers cree que el rol de las oficinas es vital para impulsar la facturación y la economía y no cambiará sustancialmente. Por tanto, el precio de los activos y los alquileres no variarán significativamente a la baja en el largo plazo.

Desafíos para el retail y el sector hotelero

El estudio apunta que el comercio minorista y el sector hotelero enfrentarán desafíos extremos. En retail, muchos operadores pequeños no prevalecerán en su forma actual y además se prevé un ajuste severo para estos pequeños operadores a medida que el mercado se estabilice en los próximos 12-18 meses. En el sector hotelero, de forma generalizada, el RevPAR de 2019 se ha visto gravemente afectado por la pandemia y es probable que no se vuelva a niveles pre-COVID hasta finales de 2022, como muy pronto.

Mejora de la confianza y la liquidez

“Durante el tercer trimestre, la confianza y la liquidez en los mercados han mejorado, con transacciones más importantes en Europa. Al entrar en el último trimestre del año, esperamos ver un aumento en los volúmenes, a medida que los inversores busquen desplegar su liquidez antes del cierre del ejercicio y los vendedores incrementen su confianza”, afirma Richard Divall, director de Cross-Border Capital Markets para EMEA en Colliers International.

“Sectores como la logística, el residencial, en concreto el mercado del Build to Rent, o los activos alternativos, especialmente los vinculados a la ciencia y la salud, continúan atrayendo más demanda. Los inversores toman precauciones y se vuelven altamente selectivos en el resto de los sectores. Por supuesto, el mercado aún es frágil y los factores externos podrían hacer que el mercado de inversión vuelva a las turbulencias, con la vista puesta en las elecciones estadounidenses de noviembre y en una segunda ola de la pandemia en Europa. Sin embargo, si la incidencia de estos factores se minimiza y prevalece un clima de estabilidad, podríamos ver cómo los volúmenes de inversión superarán los 100.000 millones de euros en el cuarto trimestre, duplicando los del tercer y segundo trimestre", concluye Divall.

“Si bien la recuperación es positiva, el equilibro de los factores que influyen en ella es aún inestable. Ahora las economías afrontan el gran reto de la recuperación constante. Para ello, los gobiernos nacionales deberán equilibrar las medidas que contienen el virus, reduciendo la movilidad y lograr, al mismo tiempo, mantener la recuperación económica”, apunta Damian Harrington, autor del informe Prevail & Prosper y Head of EMEA Reserach en Colliers International.