El volumen de inversión en retail tradicional en 2020 alcanzará entre 1.500 y 2.000 millones de euros

10/07/2020

compras-savills.jpg se espera un año récord de transacciones en supermercados.

Savills Aguirre Newman destaca que ha aumentado el apetito inversor por los activos con contratos a largo plazo en carteras de supermercados y parques de medianas urbanos

El volumen de inversión en retail tradicional en 2020 superará el de 2019, a pesar de la crisis del Covid-19, según el informe “Retail en España”, elaborado por Savills Aguirre Newman. Según los datos de esta consultora, en 2020 se prevé que el volumen de inversión se sitúe entre los 1.500 y los 2.000 millones de euros en producto tradicional (excluyendo High Street). Esto se debe a la venta de los centros comerciales de Intu y a las grandes carteras de supermercados, que podrían alcanzar los 700 millones de euros al cierre del año.

Según la consultora internacional, se ha incrementado el apetito inversor por los activos con contratos a largo plazo basados en la conveniencia: carteras de supermercados y parques de medianas urbanos. En la actualidad, con las operaciones en supermercados en el mercado por un valor estimado de 500 millones, sumadas a los 190 millones ya transaccionados, se espera un año récord que superaría con creces la media de unos 270 millones anuales en supermercados en los últimos 20 años.

Luis Espadas, director ejecutivo de la división Retail en Savills Aguirre Newman explica que “dada la situación de incertidumbre global y el proceso de transformación que está experimentando el sector retail, los inversores buscan activos defensivos con contratos a largo plazo y buena solvencia financiera. Esta demanda inversora ha encontrado respuesta en el sector de alimentación donde son varios los operadores que han puesto parte de sus carteras a la venta en formato sale & lease back”.

Por otro lado, la consultora prevé una cierta compresión de yields en carteras de alimentación prime en Madrid y Barcelona y, aunque aún no existen referencias, sí hay intención de venta y es previsible un cierto ajuste de precios. Por su parte, en el mercado High Street, la restricción a la movilidad ha afectado en mayor medida a la inversión, que podría tomar impulso en el segundo semestre del año.