• En los primeros seis meses de 2019, la contratación ha superado los 170.000 m2 de techo; en todo 2018 se contrataron en Valencia 177.000 m2

  • La finalización de proyectos “a riesgo” actualmente en construcción hace prever que siga en aumento la contratación, aunque con una demanda en desacelaración

Plataforma de Merlin en el sector 13 de Riba-roja.

30 de julio de 2019.- En el primer semestre de 2019 se firmó la contratación de un total de 170.000 metros cuadrados de techo de naves logísticas en la provincia de Valencia; una cifra muy cercana a los 177.000 m2 que se contrataron a lo largo de todo 2018, según el estudio realizado por la consultora Triangle Real Estate Management.

Además, la previsión es que esa cifra siga aumentando en lo que queda de año debido, principalmente, a la finalización de la construcción de nuevas plataformas logísticas y a la oferta de inmuebles “llave en mano”. En concreto, a 30 de junio de 2019, había naves en construcción en la provincia, con visos de acabarse en 2019 o en el primer semestre de 2020, que sumaban cerca de 90.000 metros cuadrados de techo.

A esta superficie se suman los más de 290.400 metros cuadrados construidos de proyectos “llave en mano” sobre suelo finalista disponible para levantar plataformas logísticas en un plazo de construcción estimado de entre 9 y 12 meses desde la firma del contrato. Un incremento de la oferta muy destacable que se apoya en la baja tasa de disponibilidad, que se ha situado en el primer semestre en el 1,8 % respecto a los más de dos millones de metros cuadrados de naves logísticas en stock.

Riba-roja y el corredor de la A3, las ubicaciones más atractivas

La mayor parte de las operaciones del primer semestre se han realizado en el eje central, el llamado Corredor Logístico de Valencia, que incluye los municipios de Ribarroja, Loriguilla y Cheste, además de Quart de Poblet. En total, se han realizado siete operaciones por un total de 76.400 m2, entre las que destaca la contratación de la primera plataforma de Merlin de 35.000 m2 en el sector 13 de Riba-roja.

Sin embargo, la contratación de mayor volumen, con cerca de 60.000 m2, ha sido la desarrollada por la empresa Conforama en el polígono Pla de Carrasses, en Llíria, ubicado en el eje de la Pista de Ademuz. Por su parte, Sagunt, en el eje norte, ha sumado operaciones por 20.000 m2 en este primer semestre.

Tanto los proyectos actualmente en construcción como los metros cuadrados de suelo finalista se concentran también en estas zonas: en el eje central (sobre todo, en Riba-roja y Cheste) y en Sagunt.

Estabilización de rentas

Durante este periodo, el precio máximo por metro cuadrado y mes ha oscilado, dependiendo de las zonas, entre los 3,50 euros de la zona norte y los 4,50 euros de la zona ‘prime’, en el eje central, con una renta media para la provincia de 4,30 euros.

Según los datos recopilados por Triangle, la renta se ha estabilizado en este semestre (se mantiene prácticamente igual desde 2017) como consecuencia de la consolidación del sector inmologístico. La tendencia es, por tanto, a que se mantenga estable en los dos próximos años.

No así el ‘yield’ que se ha situado en el 6,6 % este primer semestre pero que se espera que baje hasta el 6,25 % en los próximos dos años por la presión inversora de promotores y fondos que han fijado a Valencia como gran plaza de referencia del sector logístico.