Tras un buen primer trimestre, el segundo muestra síntomas de desaceleración, según Oficemen

11 de julio de 2019.- El consumo de cemento en España ha crecido un 6,6% en mayo, situándose en 1.333.698 toneladas, 82.348 toneladas más que en el mismo mes del pasado año. Frente a los datos del primer trimestre del año, el consumo de cemento en los meses de abril y mayo se ha desacelerado en torno al 6%, según datos de la patronal cementera, Oficemen.

El consumo acumulado en los 5 primeros meses del año se eleva a 6.059.191 toneladas, lo que supone un incremento del 13,7% con respecto al mismo periodo de 2018. Por lo que respecta a las cifras de año móvil (junio 2018-mayo 2019), el consumo se ha incrementado un 10,4%, con un volumen total de cemento en los últimos doce meses de 14,11 millones de toneladas, lo que supone 1,35 millones de toneladas más que en el mismo periodo del año anterior.

“La mejoría en el porcentaje de crecimiento anual de esta primera parte del año es fruto de la evolución positiva de la vivienda, que en el conjunto de los últimos 12 meses ha crecido un 25%, alcanzando una cifra superior a las 107.000 viviendas visadas. En paralelo no se detectan señales de reactivación en la ejecución de obra pública.”, afirma el presidente de Oficemen, Jesús Ortiz.

En cuanto al mercado exterior, las exportaciones encadenan ya dos años en números rojos. En el acumulado del año hasta mayo han caído por encima del 22% si comparamos los datos con los de 2018 para el mismo periodo, pasando de 3.472.666 en 2018 a 2.700.158 en 2019.