Javier Gómez (izquierda) y José Juan Martín, consejeros delegados de Aelca.

Javier Gómez (izquierda) y José Juan Martín, consejeros delegados de Aelca.

La promotora facturó el pasado año 132 millones de euros, un 27% más que en el ejercicio anterior

28 de febrero de 2018.- La promotora inmobiliaria Aelca cerró 2017 con una facturación de 132,17 millones de euros, lo que representa un 27% más con respecto a 2016. Asimismo, consiguió un BAI (Beneficios Antes de Impuestos) de 25,48 millones de euros, un 154% más que en 2016.

La compañía, que en menos de seis años se ha posicionado como una de las promotoras de referencia, continúa cumpliendo los objetivos económicos marcados y generando beneficios.

Aelca, con un modelo de negocio que prioriza la excelencia de sus productos y la atención al cliente, hace un balance muy positivo de estos resultados. “Estamos plenamente satisfechos, porque se han superado nuestras expectativas. Este ha sido un año récord, y las perspectivas que tenemos por delante son aún más positivas. Hemos abierto nuevas delegaciones en Valencia, Sevilla, País Vasco, lo que confirma la fortaleza de la compañía. Nos sentimos orgullosos de la trayectoria que ha seguido la compañía desde su fundación, del trabajo realizado y de los éxitos que estamos cosechando”, destaca José Juan Martín, CEO de Aelca.

La compañía cerró 2017 con unas ventas de 1.118 viviendas y 498 viviendas entregadas, con lo que el total de unidades entregadas desde su creación –en 2012– asciende a 1.202. Con una inversión en suelo en el pasado ejercicio de más de 300 millones, en estos momentos cuenta con una cartera finalista para más de 13.000 viviendas.

Estos datos sitúan a Aelca en la primera línea del sector inmobiliario, como demuestra el hecho de que en 2018 tendrá en marcha 86 proyectos residenciales, con un total de 6.294 viviendas en diferentes fases de producción.